Del éxito al fracaso: «Blackberry»

Del éxito al fracaso: «Blackberry»

Pocos recuerdan, a ese maravilloso teléfono con teclado físico que te hacia correr cada vez que notabas sus luces brillar. Ese dispositivo que nunca te fallaba y que hacia a todos sus poseedores sentirse bien. La empresa RIM ocupo un nicho de mercado atractivo durante su época mas sobresaliente, mucho antes de que Apple o Google pensaran en incursionar en el mercado de la telefonía móvil. Pero, ¿que pasó realmente con Blackberry? errores continuos en tan poco tiempo y un mal marketing hicieron que la empresa perdiera rápidamente participación y los llevara directamente al fracaso. Como en todo caso visto hoy en día, hay ciertas lecciones que aprender en base a los errores que tenemos, y la empresa RIM no es una excepción de ello.

¿Que lecciones podemos aprender del caso Blackberry?

1. Olvidaron que necesitamos cambiar y adaptarnos rápidamente
Time to adapt

La empresa avanzaba constantemente a paso lento, carecía de velocidad necesaria para poder hacer cambios y adaptarse. Esto a su vez, dificultaron las decisiones fundamentales que se tomaban con prontitud. Pero esto no se dio solamente por la estructura de la empresa sino que todo esto empeoró en el momento que la compañía decidió hacer un cambio radical, la adquisición de la compañía QNX.

2. Dejaron que la competencia los superara en innovación

Apple y Google

A pesar de que en la década de los 90, Apple estaba casi en la bancarrota, el éxito del iPod los salvo del inminente fracaso. Pero al poco tiempo se dieron cuenta que el negocio iría acabando. El foco de Apple cambió, dando lugar a un negocio mas rentable: la venta de iPhones. Apple no fue la única que tomó el mismo camino. Google, se diversificó  y al entrar en la competencia de la telefonía móvil, creo que su propio sistema operativo: Android. Tanto Google como Apple vieron que se acercaba la nueva era de los smartphones, que iba a ser guiada por el consumo general y no el de negocios como lo venia haciendo Blackberry.

3. Reaccionaron demasiado lento

CEO blackberry

Las divisiones de la compañía, provocaron una falta de velocidad y relación de adaptabilidad que dejó a la empresa muy detrás de sus competidores. Después del lanzamiento del iPhone, Blackberry seguía en la cima de la telefonía móvil. Pero en su intento por alcanzar a sus competidores, fabricaron un nuevo dispositivo de pantalla táctil, el STORM, que fue finalmente un rotundo fracaso.

El problema de Blackbbery no fue porque no se adaptó, sino que se adaptó pero no en el momento oportuno de hacerlo. Perdió el foco, rechazó las características que lo identificaban (teclado), incorporando a sus unidades características similares al de la competencia. Esto fue visto como una copia total del nuevo iPhone. Blackberry tuvo varias oportunidades de salvarse, pero la estructura organizacional estaba dividida y una falta de capacidad para adaptarse condenaron a la compañía a su situación actual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *